Contexto-GanaderoNota
Muchas instituciones, dietistas y asociaciones de prevención de la obesidad del mundo apuestan hoy en día por el sistema Zimbabwe. Es un método que sirve para medir, con la palma de su mano, la cantidad de alimentos que usted debe consumir.
El método es simple. La palma de la mano sería la medida de la ración de proteínas animales, en otras palabras, despídase de las grandes raciones de carne. Un puñado nos serviría para establecer la cantidad de arroz, pasta y otros cereales. (Lea: La comida no es adictiva, puede que usted sea adicto a comer)
La yema del dedo índice equivaldría a la ración de mantequilla y de azúcar, mientras que la dosis de queso y otras grasas similares no debería ser mayor de 2 dedos. En cuanto a hortalizas y verduras, se recomienda comer tantas como quepan en las 2 manos juntas. Al tiempo, los 5 dedos cumplen el papel de recordar no solo que conviene distribuir la ingesta diaria en 5 comidas: desayuno, media mañana, comida, merienda y cena, sino también el número de raciones de frutas y verduras que hay que ingerir cada día.
En realidad, no se trata de una dieta de adelgazamiento en sí, sino de una manera de que se vaya entendiendo que debemos reducir el tamaño de las raciones. Es un método de aprendizaje y reeducación”, señaló la nutricionista española Marta Aranzadi.
Con ella coincide Luis Morán, decano del Colegio de Nutricionistas y Dietistas de Andalucía. “En plena tendencia de porciones, el objetivo es incorporar métodos didácticos y sencillos para ayudar a personas con malos hábitos alimenticios a calcular la cantidad de alimentos y nutrientes que necesitamos”, explicó. (Lea: Colombia, entre los 10 países que más producen tilapia)
Diana Milena Rojas, nutricionista de Nutrifyt, en diálogo con CONtexto ganadero, señaló que este método es muy usado a nivel mundial y que en Colombia se recomienda implementarlo; sin embargo, su desconocimiento no ha permitido que en el país sea replicado en los hogares.
“Lo que se ha hecho acá en Colombia es sacar una publicidad llamada ‘5 al día’ que significa comer 5 frutas y 5 verduras en una jornada. Nosotros no estamos muy acostumbrados y hasta ahora se está implementando este tipo de consumo. Otra forma de identificar cómo comer saludablemente es tener el plato lleno de colores en los alimentos, entre más colores tenga, más balanceado y saludable será”, agregó Rojas.
¿Por qué la mano?
La historia se remonta 30 años atrás en Zimbabwe, África. Allí, Kazzim G.D. Mawji, un distinguido médico especialista en diabetes, centró sus esfuerzos en conseguir que la población aprendiera a alimentarse correctamente, con el fin de prevenir el impacto de esta enfermedad.
Con el elevado grado de analfabetismo, entendió que debía diseñar un método que fuera sencillo, visual y al alcance de todos. Como resultado, ideó el conocido como ‘Zimbabwe Hand Jive’, por el que las manos se usan como recordatorio y herramienta de medida que ayuda a mejorar la dieta y sirven para personalizar las raciones: el tamaño de las manos va en consonancia con el de las personas y, en consecuencia, con las necesidades alimenticias. (Lea: La comida no es adictiva, puede que usted sea adicto a comer)
Pero lo que nació como un rudimentario método local terminó dando la vuelta al mundo: el doctor Mawji lo expuso en la Global Medical Conference on Diabetes Education, celebrada en 1993 en Indiana, y su éxito fue rotundo. Hasta el punto de que se incorporó a las recomendaciones sobre alimentación ofrecidas por las distintas sociedades y asociaciones dedicadas a la prevención de la diabetes tipo 2.
Fuente:
El secreto para alimentarse muy bien está en sus manos
Fecha

9 agosto, 2015

Medio/Cliente

Contexto Ganadero

Categoría

Medios de comunicación